Intensivo

La plantación en intensivo consiste en marcos de plantación  y árboles más pequeños definidos por el paso necesario  de la máquina recolectora Normalmente los árboles no podrán tener más de 1 metro de ancho y más de 3 metros de altura.  Por tanto para conseguir un volumen productivo de la parcela elevado es necesario reducir al mínimo los marcos de plantación.

Se utilizarán porta injertos que no confieran mucho vigo al árbol. Rootpac 40, Rootpac 20, IRTA 1, etc.

En estas plantaciones son necesarios alrededor de 2500 árboles por hectárea, siendo el coste de implantación muy superior a un sistema de regadío tradicional.

Tampoco la cosecha esperada es mayor que el sistema de regadío tradicional.

Únicamente el sistema intensivo es superior en el tiempo que tarda en  entrar en producción.